Archive for 27 agosto 2009

Extraña tipografía

agosto 27, 2009

malcolm_lowry

Yo escribí: «en la oscura caverna de nuestro nacimiento».
El impresor puso «taberna», lo que parecía mejor:
Pero en eso reside el motivo de nuestra risa,
Dado que en la página siguiente «muerte» aparece como «suerte».
También puede ser que la palabra de Dios sea «distracción»
Y en nuestra extraña tipografía aparezca «destrucción»,
Lo que es cruel.

Extraña Tipografía. Malcom Lowry

Leído aquí

Su versión original:

I wrote: in the dark cavern of our birth.
The printer had it tavern, which seems better:
But herein lies the subject of our mirth,
Since on the next page death appears and dearth.
So it may be that God’s word was distraction,
Which to our strange type appears destruction,
Which is bitter.

(‘Strange Type’, from Selected Poems of Malcolm Lowry, 1962)

Encontrada acá

Inglorious Basterds

agosto 24, 2009

QT inglorious basterds

Considero que David Denby, en su crítica para The New Yorker, define acertadamente la nueva película de Quentin Tarantino:

No es aburrida, pero es ridícula y terriblemente insensible. […] Como todos los trabajos del director tras “Jackie Brown”, la película es pura sensación. Está desconectada del sentimiento, y un inquietante vacío -demasiado superficial para ser denominado nihilismo- mina incluso las mejores escenas.

Tyler Stout ha diseñado un poster magnífico para la película. Se puede ver pulsando aquí.

Música para viajar

agosto 7, 2009

hst_line

“Music has always been a matter of Energy to me, a question of Fuel. Sentimental people call it Inspiration, but what they really mean is Fuel. I have always needed Fuel. I am a serious consumer. On some nights I still believe that a car with the gas needle on empty can run about fifty more miles if you have the right music very loud on the radio.”

Dr. Hunter S. Thompson

Canciones para viajar, según El País

Summer in the city

agosto 4, 2009

summer skyline

Verano en la ciudad, cuellos sudorosos, gente que camina medio muerta sobre aceras a punto de arder.

Ah, pero las tardes es otra historia…

¡Ay las noches de verano!

Tema original de The Lovin’ Spoonful. Esta es la versión de Joe Cocker.

Dog day afternoon

agosto 4, 2009

dog day afternoon

Sonny (Pacino) y Sal (Cazale) se plantan un banco de Brooklyn para llevar a cabo un atraco. Su tercer socio les abandona a las primeras de cambio y pronto descubren que en el banco hay sólo unos pocos miles de dólares. Para cuando quieren escapar ya tienen allí a la policía, al FBI y lo mejor de todo, a las cámaras de las principales cadenas de televisión del país.

Partiendo de esta premisa Sidney Lumet mantiene al espectador enganchado durante 2 horas en las que se alternan momentos de suspense con grandes dosis de humor.

Por increíble que parezca, la película está basada en un hecho real. Pulsando aquí se puede ver la noticia en el periódico Daily News del 24 de agosto de 1972. (Ojo, puede considerarse un “spoiler”).

¡Ahí queda la recomendación!

Attica, Attica!

Castillos hechos de arena

agosto 2, 2009

En la calle puedes escucharla gritando “eres una vergüenza” mientras le da un portazo en su cara de borracho. Y ahora él se queda fuera y los vecinos empiezan a cotillear y babear. Él grita “Niña, te has vuelto loca ¿que pasó con el  amor que  teníamos?”, se apoya en la puerta y monta una escena, y derrama sus lágrimas que queman el césped del jardín.

Y así los castillos hechos de arena se derrumban en el mar, finalmente.

Un indio pequeño y valiente, antes de cumplir los 10 jugaba a la guerra en el bosque con sus amigos, y soñaba con ser un intrépido jefe indio cuando fuera mayor. Pasaron muchas lunas, y el sueño creció. Al día siguiente entonaría su primer cántico de guerra y lucharía en su primera batalla, pero algo salió mal, esa noche fue muerto mientras dormía, en un ataque sorpresa.

Y así los castillos hechos de arena se deshacen en el mar, finalmente.

Había una jovencita de corazón pesaroso porque estaba inválida de por vida, y no podía hablar, y deseó y rezó por parar de vivir, así que decidió morir. Llevó su silla de ruedas a la orilla del mar, miró sus piernas y sonrió “Ya no podreis hacerme más daño” pero entonces una visión que jamás había tenido le hizo saltar y decir “¡Un barco de alas doradas está pasando a mi lado!” y realmente no tuvo que detenerse, simplemente siguió avanzando.

Y así los castillos hechos de arena se deslizan en el mar, finalmente.

castles made of sand